Antonio Hijano es miembro de la Coordinadora de Izquierda Socialista de Málaga-PSOE y su representante en la comarca de la Axarquía. Se presenta en la lista de candidatos de las elecciones municipales de Benamargosa.

El Militante.— ¿Qué opinas de la política general del Gobierno y qué repercusiones crees que puede tener en las expectativas de voto al PSOE en tu pueblo?
Antonio Hijano.— Pienso que la política general del gobierno es una política dirigida por los poderes económicos, como son los banqueros y las multinacionales que, por cierto, son personas a las que no votamos y que obligan al gobierno a practicar políticas que no son de izquierda y que perjudican a aquellas capas sociales más desfavorecidas.
Con todo, los votantes que opten por el PSOE no lo hacen apoyando esta política. Con su voto defienden el mantenimiento de las políticas sociales como son la Ley de Dependencia, la defensa de la educación y la sanidad públicas frente a la opción de las políticas conservadoras y reaccionarias que plantea el PP, que defienden claramente la privatización de la sanidad y la educación, así como otros recursos que son del Estado, intentando que pasen a manos privadas todo lo que huele a público.
EM.— ¿Cómo verán los votantes un programa más a la izquierda como el que defiende la corriente Izquierda Socialista?
AH.— Creo que con buenos ojos. Por ejemplo, entre muchos jóvenes y trabajadores está muy claro la responsabilidad de la banca en la crisis, y la defensa de una banca pública, democráticamente controlada y al servicio del pueblo, que se tiene que alcanzar, bajo mi punto de vista, con la nacionalización de la banca privada, conecta con este sentimiento.
Solamente un auténtico programa socialista, poniendo los medios de producción al servicio de la clase obrera y controlados y dirigidos por la misma, sería la única alternativa viable para solucionar todos los problemas que actualmente está padeciendo la humanidad. De esta forma se contribuiría a la creación de puestos de trabajo de calidad y al pleno empleo, acabar con las guerras en el mundo, y contribuir a un mundo saludable y sano, desde el punto de vista del medio ambiente. Pero eso tiene que ser ganado con la lucha consciente del movimiento obrero en defensa de un programa auténticamente socialista y para construir un estado obrero sano que sea gestionado democráticamente por la clase trabajadora en su conjunto, que nos permita abrir el camino hacia el socialismo verdadero.


banner

banneringles

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas