¡La lucha del metal marca el camino!

La plantilla de Cymi –una subcontrata de Dragados– ha obtenido una grandísima victoria frente a esta multinacional. Sin duda, la lucha ejemplar del metal de Cádiz ha jugado un papel de primer orden de cara a conseguirlo.

Los 220 trabajadores y trabajadoras, una vez desconvocada la huelga del metal por la burocracia de CCOO y UGT tras firmar un nefasto preacuerdo, se negaron a entrar a trabajar y mantuvieron la huelga para denunciar que cobraban 300-400 euros por debajo del convenio y que Cymi se negaba a pagar lo que les correspondía.

La organización de los trabajadores más explotados y la lucha que han llevado a cabo durante estos días se ha materializado en el acuerdo alcanzado entre CGT –en representación de la plantilla, ya que no hay comité de empresa– y Cymi: ¡han arrancado una subida salarial de 400 euros brutos para todos los trabajadores! Un buen ejemplo de lo que puede hacer la clase trabajadora cuando se organiza y lucha, incluso aunque no tengan representación sindical.

Esto es, sin duda, el fruto de la rebelión obrera en Cádiz y de la determinación de los compañeros de Cymi de no dar ni un paso atrás en sus condiciones laborales. Este es el camino. ¡No a los preacuerdos de migajas, sí a la lucha obrera y a un sindicalismo de combate, de clase y asambleario!


banneringles

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas