Elecciones europeas. Avance contundente de la extrema derecha y debacle de la izquierda del sistema
A 80 años del Desembarco de Normandía. El mito de la derrota del nazismo por las fuerzas angloamericanas
Sumar hace aguas, pero Yolanda Díaz se queda en el Gobierno ¡Faltaría más!
El genocidio sionista en Gaza y la cuestión nacional palestina
¿Reconocimiento del Estado palestino? Un nuevo brindis al sol del Gobierno PSOE-Sumar
Guerras imperialistas, genocidio y totalitarismo. ¡Es el momento de unirte a los comunistas revolucionarios!
V. I. Lenin (1924-2024). Retrato de un revolucionario
Centenario de Lenin. Los artículos, tesis, manifiestos y trabajos teóricos del líder bolchevique en 1917
Más de 300 personas en la inauguración del Espacio Rosa Luxemburgo
Documento de perspectivas mundiales aprobado en el III congreso de Izquierda Revolucionaria Internacional
Lucha con los comunistas revolucionarios ¡Organízate en Izquierda Revolucionaria!

banner

banner

210406 13
210406 13


¡La violencia machista también es una pandemia! ¡Fuera de nuestras aulas!

Listado concentraciones 8M · 12h

Descarga el cartel castellano català euskera galego

Para muchas de nosotras, la pandemia y la crisis sanitaria, los recortes sociales o la falta de espacios para el estudio nos han sometido a una opresión aún mayor. Ahora nos vemos en muchos casos obligadas a vivir con nuestros maltratadores y ser expuestas a una violencia física y psicológica más sistemática y cotidiana.

Los datos son claros. Desde 2010 en el Estado español han sido asesinadas por violencia machista la escalofriante cifra de 1.176 mujeres. En 2020 han sido 83. Bajo el confinamiento el consumo de pornografía se ha disparado a niveles asombrosos, las mujeres víctimas de la explotación sexual han seguido extorsionadas en los burdeles y la justicia patriarcal ha aprovechado para continuar rebajando penas y dejando en libertad a violadores. Y por si todo esto fuera poco, la patronal, la derecha y quienes se hacen de oro a costa de nuestra explotación, han seguido atacando nuestros derechos: nos han despedido, recortado los salarios, condenado a las colas del hambre o a pasar frío en nuestros hogares.

Sobran los motivos para que la lucha continúe con más fuerza. En estos años hemos protagonizado huelgas feministas históricas y por eso no vamos a permitir que se retroceda ni un milímetro en la batalla contra nuestra opresión. La juventud estudiantil seguiremos jugando un papel muy destacado en ella.

Los derechos se conquistan luchando. ¡Todas y todos a la huelga el 8 de Marzo!

La batalla que hemos librado contra los Gobiernos reaccionarios del PP, y contra la ultraderecha fascista y machista de Vox, nos ha llenado de confianza. Pero no podemos bajar la guardia. Éramos muchas y muchos quienes pensábamos que con el Gobierno PSOE-UP las cosas cambiarían. Pero, desgraciadamente, hasta ahora ha habido muchas palabras y muy pocos hechos. El movimiento feminista y la juventud tenemos la obligación de decir alto y claro a este Gobierno: ¡Así no! ¡Hace falta mucho más!

Sabemos que la única manera de acabar con la opresión, conquistar la verdadera igualdad y poner fin a tanto sufrimiento, es luchando contra el sistema que lo provoca: el capitalismo. Y eso comienza por confrontar con quienes nos quieren sumisas y calladas, depurando la judicatura, la policía y el aparato del Estado de machistas y fascistas. Es poniendo en marcha de una vez por todas la igualdad salarial, el derecho a una vivienda pública digna, a un puesto de trabajo decente o a un subsidio de desempleo de 1.200 euros al mes que nos permita escapar de la miseria y la violencia. Es implantando una asignatura de educación sexual inclusiva en nuestros centros y acabar con el vergonzoso poder que tiene la Iglesia Católica en el sistema educativo.

Este año la juventud feminista levantamos la bandera del 8 de Marzo con aún más determinación. Desde Libres y Combativas y el Sindicato de Estudiantes llamamos a todas y todos los estudiantes a la huelga general y a participar en las acciones de protesta de las 12h. Nuestra lucha, como la de nuestras hermanas en Argentina, en Polonia y en todo el mundo, no se para.


banneringles

banner

banner

banner

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas