Pedro Sánchez se queda. Qué burda maniobra de propaganda para no tocar al régimen del 78
Escalada bélica en Oriente Medio. El imperialismo occidental es responsable
Guerras imperialistas, genocidio y totalitarismo. ¡Es el momento de unirte a los comunistas revolucionarios!
V. I. Lenin (1924-2024). Retrato de un revolucionario
Centenario de Lenin. Los artículos, tesis, manifiestos y trabajos teóricos del líder bolchevique en 1917
Más de 300 personas en la inauguración del Espacio Rosa Luxemburgo
Documento de perspectivas mundiales aprobado en el III congreso de Izquierda Revolucionaria Internacional
Lucha con los comunistas revolucionarios ¡Organízate en Izquierda Revolucionaria!

banner

banner

banner

210406 13
210406 13


Las elecciones catalanas del 12 de mayo ponen de nuevo en evidencia la inestabilidad y polarización que recorren al régimen del 78, y que tiene uno de sus puntos más críticos en Catalunya.

La aprobación de la Ley Amnistía, que se ha convertido en un eje central para sostener la legislatura del Gobierno PSOE-Sumar y sus socios de investidura, está provocando duros choques con el aparato del Estado y una reacción salvaje del españolismo neofranquista.

El ADN del PP y Vox, de la justicia, o de la patronal, pone en evidencia que el capitalismo español, y catalán, están indisolublemente ligados a la “unidad de España”. Que el Tribunal Supremo cite a Puigdemont como investigado por...¡¡terrorismo!!, que el Constitucional impida al Parlament debatir una Iniciativa legislativa sobre la independencia, que el Senado y parte de la Fiscalía declaren la guerra a la amnistía, y Vox presente nuevas iniciativas en el Congreso para ilegalizar a los partidos independentistas, forman parte de esta nueva ofensiva contra el derecho a decidir del pueblo de Catalunya.

Librería"
El ADN del PP y Vox, de la justicia, o de la patronal, pone en evidencia que el capitalismo español, y catalán, están indisolublemente ligados a la “unidad de España”. 

Un contexto que Puigdemont aprovecha  para realizar declaraciones desafiantes y especular con su posible vuelta a Catalunya si puede ser proclamado President de la Generalitat. Obviamente la estrategia de “vota lo que más duele a esta caterva de franquistas” es lo que Puigdemont utiliza para incrementar sus apoyos en las filas independentistas, incluida la izquierda independentista. Pero no debemos llevarnos a engaño.   

Puigdemont, Junts y la derecha catalana

El president exiliado tiene una aureola de martir sí, pero no puede ocultar que es un político de derechas, abiertamente sionista, ligado por mil vínculos a las élites catalanas y que no descarta incluso pactar con la candidatura ultraderechista y racista Aliança Catalana.

Junts juega a desmarcarse y aparecer como una opción independentista inmaculada, pero ha compartido el Govern con ERC  durante casi seis años aplicando políticas capitalistas y de recortes sociales, y se ha empleado a fondo para restaurar los puentes con el régimen del 78 y acabar el movimiento de masas por la independencia y la República. Los hechos son evidentes: Puigdemont y sus colaboradores están reconstruyendo una CiU 2.0 con retórica independentista pero con las señas de identidad de la derecha y la patronal catalana.

En su acción parlamentaria lo han dejado muy claro. Junts se opuso a una Ley de Vivienda que ya de por si era muy beneficiosa para los especuladores, porque quería un cheque en blanco para que los grandes tenedores y fondos buitres pudieran hacer y deshacer a su antojo. Junts exigió competencias en inmigración para perseguir y expulsar con más saña a nuestros hermanos inmigrantes: utiliza el racismo como una palanca para movilizar a miles de pequeños burgueses y evitar que ese voto se fuge a opciones de extrema derecha. Y en un asunto tan trascendental como es el genocidio sionista en Gaza, vota junto a Vox y el PP contra un alto el fuego dando un respaldo público a Netanyahu.

Librería"
Puigdemont exiliado tiene una aureola de martir, pero no puede ocultar que es un político de derechas, abiertamente sionista, ligado por mil vínculos a las élites catalanas y que no descarta incluso pactar con la candidatura ultraderechista y racista Aliança Catalana. 

Puigdemont ha elegido como segunda en sus listas a Anna Navarro, alta directiva de Procore, y antes de Cisco Systems, grandes multinacionales tecnológicas de Silicon Valley, representantes de los peor del capitalismo norteamericano, y también ha incluido a empresarios como Jaume Giró, hombre de Caixabank, de la patronal catalana, y responsable como Conseller de Economía y Hacienda de los recortes y privatizaciones del Govern ERC-Junts.

La izquierda gubernamental

Pedro Sánchez y Salvador Illa buscan ganar las elecciones en Catalunya y consolidar su alianza con ERC. Sin embargo, no va a resultar tan sencillo, a pesar de que el resultado del PSC sea bueno como todas las encuestas prevén.

El proyecto con el que sueñan los dirigentes del PSC y del PSOE de tejer una nueva mayoría en el Parlament y el Govern, posibilitando una alianza entre ellos, ERC y los Comunes es una hipótesis que no se puede descartar. Pero algo así acarrearía un desgaste muy fuerte para ERC y no es una opción tan fácil.

El PSC va a cosechar un resultado bueno gracias a esa imagen de “pacificador” que Pedro Sánchez se ha ido labrando estos años, y que ha permitido, con la colaboración de ERC y Junts, aplacar la movilización masiva por la republica catalana y volver a recuperar apoyos tradicionales que había perdido. Obviamente se beneficia de este mensaje, pero no debemos olvidar que el Gobierno central del PSOE está más escorado a la derecha, llevando más lejos aún las políticas capitalistas en beneficio del Ibex35, y una agenda militarista y otanista sin precedentes.

Librería"
No debemos olvidar que el Gobierno central del PSOE está más escorado a la derecha, llevando más lejos aún las políticas capitalistas en beneficio del Ibex35, y una agenda militarista y otanista sin precedentes. 

El desgaste de ERC y su previsible retroceso, es el resultado de una gestión basada en las privatizaciones y destrucción del sector público que nada tienen que envidiar a las de Junts o CiU, o al propio PSOE, y que han provocado huelgas y movilizaciones masivas del profesorado y la comunidad educativa o del sector sanitario. Esquerra ya perdió, tanto en la municipales como en las generales del 23J, el 57% de sus votos, reflejando la frustración de miles de jóvenes y trabajadores que en su día les apoyaron para que hicieran políticas de izquierda.

Ahora, atemorizados por la fuga de votos hacia Puigdemont, recuperan el discurso independentista planteando una vez más un referéndum de autodeterminación pactado con el PSOE, pero que Sánchez no ha tardado ni un minuto en rechazar. Una propuesta que carece de cualquier tipo de credibilidad.

Por otro lado, Sumar y los Comunes se han convertido en una simple muletilla del PSOE, incapaces de generar ninguna ilusión, y cuyas críticas al Govern en Catalunya carecen de consistencia cuando se sientan en el Consejo de Ministros. Y Podemos, que ganó las elecciones en Catalunya en 2015 y 2016, ha tenido que renunciar a presentarse continuando su proceso de crisis y descomposición.   

Tanto Sánchez, Illa y el PSC, como ERC y Sumar, apelan de nuevo a un supuesto antifascismo, a frenar a la ultraderecha, incluyendo a Junts y Puigdemont. Pero la realidad es que estos llamamientos vacíos, que emergen con cada cita electoral, tienen cada vez más límites, especialmente cuando sus políticas belicistas, capitalistas y represivas contribuyen al avance de la reacción españolista, del PP y Vox, que podría mejorar sus resultados también en Catalunya.

Librería"
Sumar y los Comunes se han convertido en una simple muletilla del PSOE, incapaces de generar ninguna ilusión, y cuyas críticas al Govern en Catalunya carecen de consistencia cuando se sientan en el Consejo de Ministros. 

Nos encontramos ante una crisis profunda de la izquierda reformista y gubernamental, valedora del orden y la paz social, y que renunciando a transformar la sociedad, renuncian a luchar por el derecho de autodeterminación de Catalunya, a enfrentar las guerras imperialistas y el militarismo, o acabar con la pobreza y la desigualdad que atenaza a millones de familias trabajadoras.

Por una alternativa revolucionaria

A esta crisis no es ajena la CUP, a pesar del enorme potencial existente para levantar una izquierda independentista de clase, internacionalista y anticapitalista.

Los constantes llamamientos en estos años de los dirigentes de la CUP pidiendo a ERC y Junts que lideraran el movimiento independentista, y su insistencia en que un frente común con estas formaciones era la clave para conquistar el derecho de autodeterminación, ha sido un error estratégico de calado.

En el momento en que los representantes de la derecha y de la socialdemocracia catalanista han metido la marcha atrás y han decidido que ya era hora de enviar a las masas a casa, los dirigentes de la CUP se han quedado suspendidos en el aíre, desorientados. Y es que la liberación nacional de Catalunya necesita del concurso activo de los trabajadores, es parte de la lucha de clases y hay que ligarla de manera efectiva al combate por el socialismo. El derecho de autodeterminación no se conquistará mediante aritméticas parlamentarias y mucho menos con alianzas subordinadas a la burguesía catalanista y sus formaciones políticas.

Librería"
Los constantes llamamientos en estos años de los dirigentes de la CUP pidiendo a ERC y Junts que lideraran el movimiento independentista ha sido un error estratégico de calado. 

Esta crítica que realizamos no es sectaria, sino fraternal. Los miles de militantes y activistas de la esquerra independentista que están en la primera línea de batalla, contra los desahucios y los macroproyectos especulativos, contra la represión, tanto del Gobierno central como de la Generalitat, o en el sindicalismo alternativo de combate, necesitan una alternativa revolucionaria consistente que permita ganar posiciones y una influencia de masas.

Las diputadas y diputados de la CUP hacen muy bien cuando se oponen a muchas de las políticas capitalistas impulsadas desde el Govern, o apoyan desde la tribuna parlamentaria conflictos sociales y la solidaridad Internacionalista contra el genocidio en Gaza. Pero esas declaraciones deben servir para romper por completo con cualquier ilusión en alianzas con Junts y ERC que solo han generado confusión y desmoralización.

Desde Esquerra Revolucionària plateamos nuevamente en estas elecciones un voto crítico para la CUP. No somos abstencionistas. Entendemos que las elecciones son un plano más de la lucha de clases para combatir la amenaza de la ultraderecha españolista que tiene en el punto de mira los derechos democráticos del pueblo de Catalunya, y también a la derecha catalanista y las diferentes formaciones de una izquierda del sistema que no son la solución sino parte del problema.

Sin embargo, las batallas fundamentales para transformar la sociedad, incluida la que libramos desde 2017 por el ejercicio del derecho de autodeterminación, no se podrán resolver a través de los mecanismos de este parlamentarismo trucado y tutelado por el aparato del estado y la oligarquía, sino mediante la lucha de masas y una estrategia acertada.

Dar esta batalla seriamente requiere de un programa que vaya a la raíz del problema, que cuestione el capitalismo, sus instituciones y a los partidos que lo sustentan, y que ligue la defensa del derecho de autodeterminación a un programa de transformación socialista consecuente, que plantee la expropiación de esa ínfima minoría de plutócratas, catalanes o españoles, que aunque no se presentan a las elecciones determinan con mano de hierro las políticas de todos los Gobiernos sean del color que sean. 

Librería"
Las batallas fundamentales para transformar la sociedad, incluida la lucha por el derecho de autodeterminación, no se podrán resolver a través de este parlamentarismo trucado, sino mediante la lucha de masas y una estrategia acertada que cuestione el capitalismo. 

Si la liberación nacional de Catalunya apunta contra el corazón del régimen del 78 y, por tanto, del capitalismo en el Estado español y en Europa, hay que construir un partido de combate, firme, con raíces entre la clase obrera, que aspire a ser un factor de dirección en los acontecimientos revolucionarios que han estallado y estallaran ante la descomposición que enfrenta el sistema capitalista

Este programa comunista y este partido es el que defendemos y estamos construyendo desde Esquerra Revolucionària

Nuestro Programa:

- Elevación del SMI a 2.000 euros al mes. ¡Basta de beneficios récords del Ibex a costa de robarnos y explotarnos! Reducción de la jornada laboral a 32 horas semanales. Derogación íntegra de las contrarreformas laborales y de las pensiones. Jubilación a los 60 años.

- Seguro de desempleo de 2.000 euros al mes financiado con impuestos a las grandes fortunas y la banca

- Expropiación forzosa de todas las viviendas vacías en manos de grandes tenedores, bancos y fondos buitres. Creación de un parque de vivienda pública con alquileres sociales no superiores al 20% del SMI. Anulación por ley de todos los desahucios.

- Para garantizar una vida digna y el pleno empleo, nacionalización bajo control obrero de la banca y los grandes monopolios: eléctricas, Agbar, etc. Esto sí garantizaría precios justos, servicio de calidad, respetuoso con el medio ambiente y sostenible y hacer frente a problemas como la sequía.

Librería"
Debemos luchar contra el régimen del 78, contra el capitalismo en el Estado español y en Europa. Hay que construir un partido de combate en esa tarea estamos dedicando todos nuestros esfuerzos desde Esquerra Revolucionària. 

- Plan de choque para rescatar la enseñanza pública. Gratuidad total de la educación de infantil a universidad y FP. Ni un euro público para la privada y concertada. ¡Por una educación 100% pública y en català!

- Sanidad 100% pública, digna, gratuita y universal para todos.

- Derogación de la Ley de Extranjería y de los CIE. Combatir el racismo otorgando todos los derechos a los inmigrantes y sus familias.

- Contra la violencia machista, la justicia patriarcal y la discriminación LGTBI. A igual trabajo, igual salario. Derecho al aborto libre, gratuito y en la sanidad pública. Asignatura de educación sexual inclusiva ya. Plenos derechos para la comunidad trans.

-Frenar la catástrofe medioambiental: por una planificación socialista, ecológica y sostenible de la economía. ¡No a los macroproyectos especulativos!

- Amnistía para todos los presos políticos y derogación de todas las causas pendientes contra CDR y activistas sociales e independentistas. ¡Fuera la Ley Mordaza y fin de todos los montajes, infiltración, espionaje y violencia policiales!

- Derecho de autodeterminación para todas las naciones oprimidas. ¡Abajo la monarquía franquista y el régimen del 78! ¡Construyamos la república socialista catalana!

¡Únete a las comunistas revolucionarios. Organízate en Esquerra Revolucionària!

 

 

 

 


banneringles

banneringles

banner

banner

banner

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas