Un paso adelante en la lucha por un sindicalismo combativo, democrático y asambleario

El sábado 15 de febrero celebramos el primer encuentro de Sindicalistas de Izquierda en Catalunya, la plataforma intersindical impulsada por Izquierda Revolucionaria e integrada por compañeros y compañeras miembros de distintos sindicatos de clase que defendemos un sindicalismo de clase, democrático y asambleario.
Asistieron trabajadores y trabajadoras de toda Catalunya y de diferentes sectores: químico, transportes, metal, limpieza, educación social, movilidad, logística o servicios, todos con un objetivo común: llevar el sindicalismo combativo a los centros de trabajo en defensa de los derechos de la clase obrera y luchar contra las prácticas sindicales burocráticas que frenar las movilizaciones para orientar toda su actividad hacia la participación en estériles mesas de negociación, en las que con la premisa de aceptar el mal menor, entregan continuamente derechos laborales que la clase obrera conquistó en su día con gran esfuerzo y sacrificio.

Las consecuencias de esta nefasta acción sindical, son que la precariedad laboral, el incremento de ERES, los despidos indiscriminados, las jornadas de trabajo eternas y agotadoras, la desigualdad laboral entre hombres y mujeres, los bajos salarios o el acoso laboral suponen el vivir de cada día de millones de trabajadores en multitud de empresas en Catalunya y en todo el Estado.

¡Grandes fortunas a costa de nuestra precariedad!

Muchos fueron los temas que tratamos en este encuentro. Denunciamos que fueron la precariedad laboral y los recortes en seguridad los que el pasado 14 de enero en la empresa IQOXE se cobraron la vida de dos trabajadores y un vecino, dejando varios heridos graves y sembrando el pánico en toda la comarca de Tarragona. Este “accidente” puso en evidencia una vez más, el desprecio de los empresarios por la vida y los derechos de los y las trabajadoras, manteniendo y aumentado así sus fortunas.

También alzamos nuestra voz contra la explotación laboral de los jóvenes y manifestamos nuestra solidaridad con los compañeros despedidos por querer ejercer su derecho a reducción de jornada.
Delegados sindicales y trabajadores y trabajadoras de Industrias y Montajes, Activais, Comsa Service, Transportes Batet y otras empresas de Tarragona, Barcelona y Girona denunciamos los ataques a nuestros derechos, las condiciones laborales precarias y de explotación que sufre la clase obrera y coincidimos en la necesidad de coordinar todas estas luchas.

También se pusieron numerosos ejemplos de cómo, frente a los retrocesos que provoca el sindicalismo del pacto y la desmovilización, hay un sindicalismo de lucha que permite conseguir victorias y derrotar los ataques de los empresarios. En ese sentido la experiencia de las luchas en Francia, donde el conjunto de la clase obrera se encuentra a la ofensiva contra la contrarreforma de las pensiones que quiere implementar el Gobierno derechista de Macron ocuparon una parte importante de los debates.

¡La unión de las luchas nos hace más fuertes!

Un ejemplo claro ha sido la lucha de las trabajadoras de la empresa de limpieza Optima Facility, que trabaja para el Hospital Trueta (Girona), una lucha que demuestra en los hechos cómo evitar que coger bajas por enfermedad sea causa de despido. Estas compañeras obligaron en noviembre de 2019 (poco después del fallo del Tribunal Constitucional permitiendo utilizar el artículo 52.d del estatuto de los trabajadores para despedir personal a coste cero), a que la empresa se comprometiese por escrito a no aplicar este artículo.

La patronal utiliza este tipo de maniobras especialmente sobre sectores más precarizados, con especial saña en aquellos en los que las mujeres son mayoría.
Así es, la crisis capitalista ha golpeado con especial violencia a las mujeres trabajadoras: brecha salarial, condiciones laborales desiguales, pensiones más bajas y acoso sexual en los centros de trabajo.

Distintas intervenciones denunciaron la explotación y abusos contra las mujeres trabajadoras, como las Kellys, que se dejan la salud por unos pocos euros sufriendo condiciones laborales casi esclavistas.

En la discusión prestamos una especial atención a las mujeres trabajadoras que luchan y ondean la bandera del feminismo combativo en las fábricas, empresas y puestos de trabajo contra el machismo y la opresión sexista, uniéndola a la lucha contra la precariedad y la austeridad. Señalamos como ejemplo de actitud combativa a las millones de trabajadoras que en todo el mundo se ponen a la cabeza de masivas huelgas y movilizaciones, no solo en defensa de puestos de trabajo dignos, también contra patriarcado y la opresión que está presente en todos los ámbitos de nuestra vida.

¡El 6-M y el 8-M todos y todas a las calles!

Desde el primer encuentro de Sindicalistas de Izquierda de Catalunya hicimos un llamamiento a que el próximo 6 de marzo salgamos a las calles con los y las compañeras de Libres y Combativas y el Sindicato de Estudiantes para denunciar y luchar contra la ofensiva de la extrema derecha contra la educación pública y su intento de volver a imponer en los centros de estudio el ideal educativo nacional-católico-franquista. En su punto de mira se encuentran los derechos de la juventud a recibir una educación digna, científica, de calidad, en la que se resalten los valores de la igualdad y la solidaridad, y también las trabajadoras y los trabajadores que forman parte de la comunidad educativa a los que intentan impedir que realicen libremente su trabajo.

Esta gran huelga estudiantil del 6 de marzo servirá además para impulsar las manifestaciones que recorrerán todo el Estado el domingo 8 de marzo donde volveremos a hacer visible el feminismo revolucionario, de clase y anticapitalista denunciando también la desigualdad, la precariedad y las políticas opresoras a las que estamos sometidos las trabajadoras y los trabajadores.

Campañas de solidaridad

La reunión aprobó impulsar dos campañas de solidaridad. Una contra la multa al compañero Nicolás Vettas, delegado por IAC-CATAC, y otra contra el acoso laboral e impago de salarios a la compañera Meritxell, trabajadora de los servicios jurídicos de CGT Tarragona.

Nicolás y otros compañeros denunciaron la multa de 400 euros que le ha impuesto el Ajuntament de Tarragona, tras una denuncia presentada por la Guardia Urbana. Las mentiras con la que intentan justificar este atropello no pueden ocultar la verdad: que el compañero Nicolás cumpliendo las tareas que corresponden a su trabajo de educador defendió los derechos de los menores inmigrantes a los que acompañaba contra una actuación intimidatoria y racista por parte de un agente de la Guardia Urbana.

En pocos días, la campaña exigiendo la retirada de la multa ha recibido ya el apoyo de más de 400 firmas de colectivos de izquierda, activistas sindicales y organizaciones y movimiento sociales de Tarragona, Catalunya y el conjunto del Estado.

Por otra parte, varios afiliados y exafiliados de CGT en Tarragona denunciaron la situación escandalosa que sufre Meritxell Fernández, abogada de CGT con una dilatada trayectoria de lucha en defensa de los trabajadores en la comarca de Tarragona. Tras oponerse a la expulsión de CGT de los compañeros Manu Vidal y Arturo Fernández Ferro por defender transparencia, un sindicalismo democrático y combativo y exigir una auditoría de las cuentas del sindicato tras detectarse graves irregularidades, la compañera Meritxell está siendo represaliada por el Secretariado Permanente de CGT Tarragona, que la está sometiendo a las mismas prácticas de acoso laboral que nos aplican los empresarios cuando denunciamos sus irregularidades y violaciones de derechos.
Mediante presión están intentando que renuncie a su puesto de trabajo. CGT le adeuda en este momento 4 meses de salario, y la somete a una discriminación continua en su puesto de trabajo.

Delegados sindicales de la empresa de transportes Batet explicaron que tras dirigirse a los Secretariados Permanentes de Tarragona, de Valls, de Catalunya y a la dirección confederal exigiendo que se pusiese fin a esta situación, recibieron como respuesta que si no les gustaba se fuesen del sindicato y decidieron en asamblea desafiliarse.
Estos compañeros presentaron una resolución llamando a todos los afiliados y afiliadas de CGT que defienden dentro del sindicato, en Tarragona, Catalunya y a nivel estatal, un sindicalismo combativo y asambleario a seguir luchando juntos y recoger firmas exigiendo el respeto a los derechos laborales de Meritxell. Una decisión del Encuentro fue asumir esta lucha y lanzar una campaña estatal de recogida de firmas en apoyo a la compañera.

Por un sindicalismo de clase, combativo y asambleario

Los compañeros de Batet también explicaron cómo luchan contra la precariedad y falta de derechos que intenta imponer en sus empresas la familia Batet y cómo han logrado de esta forma avances y organizar sindicalmente a más de la mitad de la plantilla.

Los Batet pertenecen a esos sectores de la burguesía y la derecha catalana que intentan utilizar para sus propios fines el sano sentimiento a favor del derecho a decidir y contra la brutal represión del régimen del 78 y el bloque de la derecha y la ultraderecha. También es tarea del sindicalismo combativo desenmascarar a elementos de este tipo.

Algunas intervenciones insistieron en la necesidad de profundizar en el debate dentro del movimiento obrero acerca de todos los problemas que nos afectan, sean laborales, políticos o sociales, y participar en el movimiento en defensa de los derechos democráticos y por la república con un programa de clase que garantice la unidad de la clase obrera para luchar por sus reivindicaciones y plantee una república de los trabajadores y el pueblo.

El Encuentro finalizó con el llamamiento a mantener la coordinación y promover la unificación de las luchas y el debate democrático sobre estos y otros muchos puntos como única forma de luchar por los intereses de la clase obrera, contra la precariedad, la pérdida de derechos y unas condiciones dignas. Para conseguirlo es imprescindible construir un sindicalismo de clase, combativo y asambleario que respete las decisiones tomadas en asamblea por la mayoría de los y las trabajadoras y que aproveche esa fuerza para doblegar a la patronal.

 

 


Teoria Marxista

enlaceClasicos