Continúa la lucha contra los traslados

Los trabajadores de Sadiel Desarrollo de Sistemas (SDS), filial de Ayesa AT, encaramos nuestra segunda tanda de movilizaciones, destinada a detener los traslados forzosos planteados por la empresa. Usando las herramientas que les han proporcionado las distintas reformas laborales, la empresa ha abierto un traslado de 66 trabajadores a Sevilla en unas condiciones inasumibles por la plantilla, forzándonos en la práctica a rescindir nuestros contratos.

Esto revela, junto con el desinterés de la empresa en buscar soluciones alternativas al traslado, que lo que realmente busca la dirección de Ayesa AT es realizar un ERE encubierto. Ante este ataque, que amenaza a más de cien familias gaditanas, es decir, tanto los que están marcados para irse como la minoría que se queda en una situación completamente insegura en la factoría de El Puerto de Santa María, los trabajadores hemos aprobado en asamblea un plan de tres días de movilizaciones y huelga, 3, 4 y 5 de diciembre, con la intención de ir aumentando las jornadas de huelga si no se consiguen soluciones, endureciendo la lucha que ya habíamos comenzado.
En la primera tanda de movilizaciones, los trabajadores de SDS ya realizamos cuatro días y medio de huelga, en los cuales nos manifestamos conjuntamente con los colectivos gaditanos afectados por el paro y los recortes, así como con la comunidad educativa durante las tres jornadas de huelga convocadas por el Sindicato de Estudiantes a finales de octubre. Además, nos movilizamos en Sevilla conjuntamente con los trabajadores de la empresa matriz de SDS en una manifestación que nos llevó frente al Parlamento de Andalucía, donde fuimos recibidos por el grupo parlamentario de Izquierda Unida.

La Junta de Andalucía es responsable

Los trabajadores reclamamos a la Junta de Andalucía que se implique firmemente del lado de los trabajadores. La empresa matriz, Sadiel (ahora Ayesa AT), estaba participada mayoritariamente por la Junta, hasta que en 2011 se vendió a Ayesa, empresa de ingeniería propiedad de José Luis Manzanares Japón. Ayesa compró el 51% de las acciones a un precio risible justo antes de las elecciones andaluzas. Ante la venta, los trabajadores nos opusimos a la salida de capital público de una empresa sobradamente rentable, y exigimos garantías de empleo ante la perspectiva, confirmada absolutamente, de que los Manzanares entrarían a cargar contra los derechos de los trabajadores. Desde su llegada se han perdido centenares de empleos en Sevilla y Cádiz, así como se ha recortado en nuestras condiciones de trabajo y de conciliación con nuestra vida familiar.
La Junta es, por tanto, responsable de las prácticas antiobreras perpetradas por Ayesa. Es intolerable que un gobierno de izquierda permita la destrucción de empleo que plantea Ayesa en SDS, especialmente teniendo en cuenta que se han otorgado miles de euros en subvenciones para la creación de empleo estable en Cádiz, provincia especialmente castigada por el paro y la desindustrialización, y que el grupo ha arrojado en 2012 beneficios superiores a diez millones de euros. Las políticas de la Junta de Andalucía, y  Izquierda Unida, deben virar decisivamente de cara a defender a la clase trabajadora que ha depositado su voto y su confianza en ellos para hacer frente a los ataques ideados y permitidos desde el gobierno.

Hacia una huelga general en la Bahía

Las reivindicaciones de los trabajadores de SDS se suman a la de miles de gaditanos, afectados por un 37% de paro, que se eleva hasta el 54% en el caso del paro juvenil, y por unas políticas de empleo que no han conseguido frenar la continua desindustrialización y precarización de la Bahía de Cádiz. Es hora de que CCOO y UGT, junto con el resto de sindicatos de clase, convoquen una huelga general de la Bahía de Cádiz que aúne los esfuerzos de los diferentes colectivos en lucha y que se inicie un plan de movilizaciones destinadas a oponerse al negro futuro que han dibujado para la provincia de Cádiz.

Última hora: Los trabajadores deciden ir a la huelga indefinida

Al cierre de esta edición la huelga de 72 horas en SDS, a punto de terminar, se está desarrollando con un enorme seguimiento y recabando más solidaridad. Durante estos tres días se han realizado masivos piquetes informativos, repartiendo panfletos y recaudando apoyos a la caja de resistencia, tanto en el Polígono Tecnobahía como en El Puerto de Santa María y Cádiz. Ha habido reuniones con PSOE e IU para exigirles que la Junta de Andalucía pare los traslados. En la asamblea del miércoles 4 una compañera del servicio de ayuda a domicilio de El Puerto de Santa María explicó como han conseguido a través de la huelga indefinida que se les pagaran las nóminas que se les debían. Además se leyeron algunos de los saludos de apoyo de sindicalistas de diferentes partes del estado. La asamblea celebrada el jueves 5 ha decidido el inicio de una huelga indefinida a partir del martes 10 hasta echar atrás el ataque.


banneringles

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas