Mientras tanto los otros colegios concertados de la zona mantienen dos aulas de infantil con una demanda muy inferior a la del Arcipreste. Una vez más se evidencia la intención de derivar a esos alumnos sin aula de la red pública a la privada-concertada, al jugoso negocio de los que entienden la educación como un ámbito del que sacar tajada.
Los padres han mantenido un encierro durante 80 días. Lo que comenzó como una lucha de un colegio público, ya se ha extendido a todos los centros públicos de la ciudad. Tras una asamblea con medio centenar de asistentes, se decidió la convocatoria de una huelga indefinida (todos los días de 9:00 a 10:00) de profesores de Fuenlabrada en solidaridad, y con el objetivo de extenderlo al conjunto de la Comunidad de Madrid.
El Sindicato de Estudiantes participó en esta asamblea, igual que en las manifestaciones en la Puerta del Sol pocos días antes, así como en la difusión del conflicto a otros centros. La experiencia del IES Simancas, una movilización que paralizó el cierre del centro el pasado marzo demuestra que sólo podremos frenar los ataques con una lucha decidida y contundente.


banner

banneringles

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas