Descarga la carta de respuesta del Ministerio a nuestra petición de reunión

Tras cuatro cartas y numerosos correos solicitando una reunión de urgencia con la ministra Isabel Celáa ante el desastre del inicio de curso, el ministerio de Educación finalmente ha respondido nuestra petición. ¿Concediendo un encuentro urgente con el movimiento estudiantil para escuchar nuestras preocupaciones, reivindicaciones y demandas? Por supuesto que no. Rechazando, una vez más, reunirse con el Sindicato de Estudiantes “por cuestiones de agenda”.

Desde la declaración del Estado de Alarma en marzo solicitamos distintas reuniones, la primera petición la realizamos el 17 de marzo, para abordar un cierre de curso insostenibles, las carencias materiales en nuestros centros que han excluido del sistema educativo a miles de estudiantes, nuestro rechazo a la celebración de los exámenes de la selectividad y el chantaje al que se nos sometió haciéndonos escoger o entre nuestro futuro o nuestra salud. Nada de esto fue contestado.

Nos parece indignante que Celáa y su gabinete sigan mostrando esta actitud de desprecio hacia las y los estudiantes y sigan ignorando todo lo que tenemos que decir. ¿Por qué no quieren escuchar a la comunidad educativa? ¿Por qué prefieren mentir descaradamente sobre el “éxito” de la vuelta a las aulas en lugar de rectificar urgentemente y proteger nuestra salud? ¿Por qué siguen haciendo oídos sordos a poner en marcha el plan de rescate a la educación pública que llevamos meses exigiendo?

Instamos, una vez más, al Ministerio de Educación a terminar con su abandono a la educación pública, a los estudiantes, profesores y padres y madres. El plan de rescate a la enseñanza pública, bajar de las ratios, la contratación de docentes y de personal sanitario en los centros son necesidades que no pueden esperar más. Los contagios siguen creciendo, cada día más aulas, institutos y escuelas están cerrados, los estudiantes y profesores en cuarentena se cuentan por miles.

Por eso, desde el Sindicato de Estudiantes no dejaremos de luchar por una enseñanza pública digna, de calidad, gratuita y democrática, impulsando la organización de una gran huelga general de toda la comunidad educativa. Este es el único camino para obligar a este ministerio a rectificar urgentemente su política, a poner fin a los recortes y a una actitud antidemocratica de despreciar las justas reivindicaciones de los estudiantes.

¡Basta ya de ignorar a las y los estudiantes y de mirar a otro lado ante este desastre!

¡Por un plan de rescate a la educación pública ya!


Teoria Marxista

enlaceClasicos