Durante cuarenta años este país, y en particular la clase obrera, sufrió una cruel dictadura. Las libertades se consiguieron fruto de las luchas que pusieron contra las cuerdas al régimen. Los trabajadores recuperamos el derecho a manifestarnos, a la Durante cuarenta años este país, y en particular la clase obrera, sufrió una cruel dictadura. Las libertades se consiguieron fruto de las luchas que pusieron contra las cuerdas al régimen. Los trabajadores recuperamos el derecho a manifestarnos, a la huelga, la libertad de prensa, etc. Ahora, las libertades que tanto nos costaron conseguir cada vez están siendo más recortadas por el gobierno del PP y por las instituciones que gobiernan. Quiero poner uno solo de los muchos ejemplos que podríamos contar y que por razones de espacio no podemos. Varios vendedores de El Militante estábamos estas navidades en el centro de Málaga, repartiendo un díptico informativo que hemos sacado sobre el caso Prestige a la vez que ofrecíamos nuestro periódico. Un policía municipal nos abordó y nos dijo que no podíamos seguir vendiendo el periódico porque “la venta ambulante estaba prohibida en la capital”.

Le dijimos que el periódico no era comercial (es prensa política), que se financiaba de las ventas de personas que gratuitamente colaboramos. Por las presiones recibidas decidimos cortar la venta; posteriormente llegó una compañera de UGT y el PSOE con varios compañeros más, que pidieron el periódico pues no era la primera vez que nos lo compraban. Les dije que la policía nos impedía venderlo y ante la insistencia de la compañera, que creo que ni se creía que eso estuviese pasando, fui a darle un ejemplar. Rápidamente el policía se personó y me pidió el DNI diciendo que me iba a sancionar por venta ambulante. Los compañeros les dijeron que si fuésemos del PP no pasaría nada. El policía seguía escribiendo. Desde estas páginas pedimos a los grupos de oposición que denuncien estos atropellos contra la libertad de expresión que tanto nos costó conseguir. Bastantes años se nos ha mantenido callados con Franco, cuando el defender unas ideas podía costarnos años de cárcel e incluso la vida.

banneringles

banner

banner

banner

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas